Clozeline: Sonia De Los Santos – Luna y lucero

En este artículo, primero repasamos los diminutivos con “Luna y lucero” de Sonia De Los Santos. Luego escuchamos una entrevista realizada durante el LAMC en la que nos explica por qué se identifica con el caballito de la letra.

Canción: Sonia De Los Santos – Luna y lucero

País: México, Estados Unidos (Adaptación venezolana de un poema puertorriqueño)

Género: Canción de cuna

Temas: Los diminutivos

Esta hoja de actividades se encuentra en el ebook Clozeline 2016.

Entrevista: Sonia De Los Santos: Mi padrino era charro

Preguntas para guiar la lectura

  • ¿Qué cuatro temas se reflejan en el disco?
  • ¿A qué se dedicaba su padrino? ¿Qué le regaló? ¿Y qué le enseñó?
  • ¿Cómo llegó a apreciar esta herencia aun más?

Su primer disco de música para la familia se llama Mi viaje: De Nuevo León to the New York Island y algo que leímos que nos gustó fue que estas canciones reflejan cuatro cosas: 1) sus experiencias creciendo en México, 2) su mudanza a otro país, 3) su aprendizaje de otras culturas y 4) cómo llegó a sentirse más cerca de su herencia. Nos encantó la coherencia del mensaje de esas cuatro. Entonces, sus experiencias en México, ¿cuál es una experiencia que sale, por ejemplo, en alguna canción del disco?

    Sí, el disco es una colección de canciones que reflejan todas estas cosas de una u otra manera. Yo nací, crecí en el norte de México, en la ciudad de Monterrey y tengo en Nueva York diez años. Por ejemplo, hablando de crecer en México, pues, la cultura y todo, hay una canción que habla de un caballito en el disco.

    Mi padrino cuando tenía 12 años llegó y me regaló una guitarra. Me gustaba cantar ya. Me dijo: “Un día vas a cantar y vas a tocar la guitarra”. Pero algo que él también me regaló fue, él era charro. ¿Sabes lo que es un charro?

Sí, es como charrería. También hay la versión femenina, escaramuza. Fuimos a Guadalajara, a un evento de charrería.

    Sabes perfecto qué es, entonces. Bueno, el charro, como le dicen aquí, authentic horse man. Es todo un arte. Mi padrino era charro. No era solo un charro sino que él era el encargado de la asociación nacional de charros en México y él me enseñó a montar caballo. Él tenía caballos. Entonces, cuando yo escuché esta canción, me recordó muchísimo eso. Me recordó mi infancia, el subirme al caballo, que tenía mucho miedo de niña.

    Y después te das cuenta. En ese momento no lo veía raro. Lo veía algo como emocionante, diferente, pero bueno hasta que estuve en otro país, mi di cuenta, es que aquí, hay otras cosas. Hay horseriding, pero todo eso y los vestidos y todos esos trucos que se hacen y toda la cultura alrededor de eso, creo que se me hizo más interesante estando acá porque yo le contaba a la gente y me decían: “¿Charro? Pero, ¿qué es un charro?”. “Bueno, pues, es como un mariachi, pero no canta”. Porque tienen la vestimenta.

    Y bueno, eso es algo, por ejemplo, que se refleja en el disco.

Unidades didácticas relacionadas